18 de octubre de 2019
Los resultados de Netflix
Salieron anteayer por la noche los resultados de Netflix y se pusieron los traders del pijama a tocar las narices subiendo la acción hasta un 10%, para luego durante el día acabar la cosa en un +2,4% y hoy, al momento de escribir esto, hay una caída de un 5,28%. A algunos bajistas se ve que les entra el canguelo cuando ven el cuerno cerca, como a los torerillos ésos de los pueblos.

Los resultados que ha presentado Netflix demuestran su inviabilidad como empresa. Una simple mirada a sus flujos de efectivo demuestra que el free cash flow es de -551 millones de dólares sólo en este trimestre. En el año acumula 1.600 millones. Aparte, en lo que ellos llaman beneficio, que es lo que ha crecido, hay un apartado llamado "interest and other income (expense)" que suma unos $193 millones y que es lo que hace tan vistosos los $665 millones de resultado final. Ese ingreso extraordinario se comenta por ahí que se debe únicamente a la caída del euro y la consiguiente devaluación de las deudas nominadas en euros que tiene Netflix.

De todas formas, yo sí que le veo a Netflix una mejora de resultados en lo económico, pero a costa de detener completamente su crecimiento en los EEUU. Y esto, cuando estás cotizando a 100 veces beneficios, pues no te interesa mucho.

Aquí la historia era: perderemos dinero para crecer, y cuando seamos ya hegemónicos subiremos los precios y la gente nos pagará lo que sea. Así se ha hecho, y a la primera subida de precio la gente se está largando, y además están por salir otras ofertas mucho más baratas y con contenidos muy interesantes.

Netflix dice que tiene beneficios, pero luego entre el dinero que ingresa y el que gasta hay una diferencia negativa de $500 millones en un trimestre. Y lo que dice Netflix es que está invirtiendo en contenidos, que pasan al balance como "non current content assets" y los va amortizando muy lentamente. Yo no pienso que lo que paga Netflix por los contenidos que pone sea una inversión en inmovilizado sino un coste de la materia prima, que se consume mucho más rápido de lo que su contabilidad indica. Tanto películas como series dan su beneficio al primer golpe, preguntad en cualquier librería o en cualquier cine cómo es la curva de ingresos de cualquier contenido nuevo. Entonces, para mí no hay beneficios en Netflix sino pérdidas, su inversión en contenidos es crónica y no es rentabilizable, lo que venden cuesta más de lo que la gente está dispuesta a pagar. Aquí la historia era que iban a arrasar a la televisión por cable porque cobraba demasiado caro, pero ellos cobran barato porque pierden el dinero, no porque tengan una economía de escala. Creo que Netflix no tiene PER, ni de cien ni de nada, creo que si deja de comprar continuamente contenidos en pocos meses se queda sin abonados.

Netflix y Uber comparten para mí las mismas características como negocios: operan a pérdidas para arrasar negocios legítimos y rentables, pero luego no encuentran el efecto red, son incapaces de subir los precios y pienso que van a acabar suspendiendo pagos.

El estancamiento ya consolidado del crecimiento en los usuarios de Netflix en EEUU demuestra dos cosas:
  1. Que el público de Netflix es hipersensible al precio, como ha reconocido indirectamente el CEO en su carta a los accionistas (porque ha reconocido que ese estancamiento se debe a la subida de precios). Cuanto más barato es algo, más sensible al precio es, esto lo sabe cualquiera que ponga cañas en un bar, pero ha habido por ahí sesudos inversores que han estado diciendo lo contrario.

  2. Que Netflix ha agotado ya su mercado nativo sin haber conseguido, ni de lejos, ser rentable.
En el próximo trimestre, cuando aparezcan ya los resultados de Disney+ y Apple TV+ tras la campaña navideña, caerá definitivamente la falacia del efecto red y el estancamiento de usuarios se convertirá en brusca caída.

Ahora el plan es irse al mercado global, traduciendo los contenidos de entrada a 130 lenguas y produciendo contenidos locales para cada mercadillo regional, todo muy eficiente. El plan, básicamente, es replicar el éxito obtenido en los EEUU:
  1. Crecer primero muy rápido con grandes pérdidas.

  2. Seguir creciendo mas lentamente sin dejar de perder dinero a espuertas.

  3. Subir los precios y detener el crecimiento, sin dejar de perder dinero.

  4. Buscar otra cosa.
En fin, que Netflix no hay por dónde cogerla, su única salvación sería ampliar capital ahora mismo para cancelar la deuda y hacer recortes dacronianos para centrarse únicamente en aquellos segmentos de mercado que le son rentables. Por el camino la acción se hundiría en un 95%, pero tranquilos porque Reed Hastings ya ha vendido casi $300 millones de acciones propias, no se va a apuntar al paro.

18:05:57 ---------------------  

El País de Loix (Alberto Noguera)
El relato de mis vivencias en el Mundo Igualitario y la sociedad de los andróginos.
Comprar por 3,52€ en Amazon.


© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja