13 de abril de 2010
José Bono
Están ahora mismo hablando mucho de Bono en la televisión a cuenta de los pisos, áticos, chalets y una hípica que están brotándole como los pelos esos que se implantó. El personaje, desde luego, es berlanguesco: con sus aires de cacique, su amistad con Raphael y sus compadreos con el Pocero.

Pero yo creo que Bono va más allá. Aquí en la Comunidad Valenciana hace años que lo conocemos por las trabas que puso a la autovía Madrid-Valencia, la pelea que tuvo para no trasvasarnos agua y los tejemanejes con el trazado del AVE. Ahora mismo, seis meses después de que la caja de ahorros que él administró requiriera un trasvase de 9.000 millones de euros del dinero de toda España, va por ahí comprando áticos de más de un millón de euros para sus hijos. Y mientras tanto, habrá que echarle más a la tragaperras.

Pero el odio contra este infame personaje no debe cegarnos: Bono es uno de los patriarcas de la II Restauración, el self made jeta de buena labia y populismo con cortinilla. Detrás de él están todos sus aprendices, que lo protegerán hasta el final.

12:53:46 ---------------------  



© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja