28 de mayo de 2010
No eres hombre ni eres ná
Interesante este artículo:
A veces, el egoísmo de la mujer añade al marido cansado, desilusionado, preocupado, el peso de inútiles quejas.
¿Pero cómo puede atreverse alguien a criticar a algunas mujeres en España? ¿Eso se paga con dinero público? El dinero público es propiedad de las mujeres, señores, no se las puede criticar. Se atreven a decir que hay algunas que por la lengüecita tiran veneno, ¿pero esto qué historia de ficción es?

Qué bien saltaban con el clavelito las muchachas allá en 2008, y cómo su líder ha demostrado los mismos conocimientos de economía que ellas. Si hubiese gráficas acerca de los valores morales igual que las ha habido sobre el precio del pisito o el PIB, veríamos que todo ha ido junto. El modelo progre que defiende el PSOE es el de un matrimonio en el que los dos trabajan, unas "tareas del hogar" que se reparten al 50% y unos hijos que se crían aparentemente solos o con el afecto de las maestras de la LOGSE. Esto no ha funcionado así en ningún momento y ahora es absolutamente insostenible.

El tiempo que la mujer ha sustraído de la educación de sus hijos o de la productividad de su marido no ha engordado los beneficios de su patrón en proporción suficiente. No hablo ya de la inflación que ha igualado el poder adquisitivo de los dos sueldos al que antes tenía uno, sino de la verdadera ruina y tercermundización que se nos viene encima, que no es la resaca del pisito sino el desastre educativo y moral de las generaciones jóvenes. El único patrimonio del ser humano es el conocimiento, y aquí lo que hay es ignorancia y necedad africanas por toneladas. Y a eso no vamos a poder sustraernos porque el bajo desarrollo mental de los jóvenes es ya irreversible.

Los niños se crían con el ordenador en su habitación, la internet abierta del todo a lo que venga, igual ven una página de transexuales como una secta satánica. Hay muchos que se acuestan a las dos o las tres, los llevan luego sin desayunar al instituto y siguen allí durmiendo encima de la mesa. La mayoría comen a base de precocinados y no conversan con sus padres más que unos minutos al día. Los progenitores no dan ejemplo, y de ahí no viene el estímulo para desarrollarse bien. Si las abuelas no hiciesen parte del trabajo, sería imposible sacar adelante las cosas. La cultura del adosado es peor todavía, el chaval pasa la tarde aislado porque no puede conducir, no hay nada en su urbanización, los amigos están a varios kilómetros. Así luego por las mañanas pasa las clases hablando por los codos, porque no puede socializarse fuera del instituto. En general, toda la cultura progre ha sido la sobreprotección del niño con normas absurdas y con palabrería, pero planteando una sociedad que los ha ignorado y desatendido.

A partir de ahí la hembra hispana, por la que tanta simpatía tengo, ¿qué papel ha jugado? Bueno, yo empezaría de otra manera: pondría una pequeña encuesta de una sola pregunta a todas las feministas: ¿quién cree que ha cambiado más en los últimos 35 años, las mujeres o los hombres? El feminismo diría: la mujer mucho más, la emancipación laboral, los derechos, la liberación, la píldora, el pisito, el tabaco, los cubatas, las oposiciones y Ryanair. Cierto, la mujer ha cambiado mucho más, y estamos en una innegable ruina económica y social. No hace falta argumentar más.

Es cierto que hay entre los hombres mucho cocainómano, mucho celoso patológico y mucho irresponsable que de repente desaparece. Hay también mucho calzonazos que vive sometido porque quiere y porque es un cobarde. Hoy iba con la moto detrás de uno que llevaba en su coche una pegatina que ponía: "30, ¡qué sexy!" (le he pegado una pasada de cojones). Hay casi ya un 10% que prefiere un ojete bien peludo a una mujer. La inmadurez está siendo una lacra para mi generación.

Y todo esto acabará por la economía, que es como empezó: el mercado laboral español no va a aceptar más de ocho o nueve millones de empleados. Las mujeres más cualificadas seguirán sin problemas, pero la gran mayoría se verá abocada al paro indefinido o a infratrabajos horribles. Ahí buscarán la comodidad de las "labores del hogar". Sólo los más productivos tendrán trabajo, y eso significará masculinización. No va a haber margen para mariconadas, cupos, incentivos o subvenciones. Todo lo que sea paro de hombres va a ser violencia, y el mismo poder no va a querer más fiesta feminista. Cuando la economía va en coche se puede llevar equipaje inútil, cuando va en bici cualquier peso muerto sobra.

20:44:24 ---------------------  



© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja