30 de octubre de 2018
Los resultados del BBVA (3T2018)
Han salido ya los resultados del BBVA y no me han gustado nada. El negocio en general se encuentra estancado y la situación de los países tercermundistas en los que opera se va deteriorando. Han sacado el PDF y la nota de prensa intentando enmarrullar con datos de los últimos nueve meses, cuando aquí veníamos a ver el último trimestre. Esto creo que al final ha sido peor, porque la desconfianza ha crecido aún más. En general, la situación actual del banco yo la resumiría en estancamiento en general, con hundimiento en Argentina y principios de severos problemas en Turquía. La caída hoy de las acciones está justificada, y voy a explicar por qué.

En España, declaran un margen neto para el trimestre de 656 millones, que es una cifra más bien estancada desde hace ya bastantes trimestres. El negocio va para abajo, sólo hay que mirar el margen de intereses sobre los activos totales medios, es decir, lo que sacan por los créditos, que viene bajando de manera consistente en los últimos cinco trimestres. La gente no se quiere ya endeudar tanto y se devuelve más crédito del que se concede, sobre todo hipotecario. Si aparece una ligera mejora del beneficio, es por los menores "saneamientos" del ladrillo embargado, que ya no puede bajar más y que van a vender con un 60% de descuento. La gente quiere cuentas on line sin comisiones y el futuro de la banca en España es ir cerrando todas las sucursales y seguir el camino de ING Direct y gracias.

Por lo demás, el crédito en gestión del BBVA España viene bajando un 2% en el año. Los depósitos de clientes están totalmente planos, sólo se han movido un 0,1% en lo que va de año. Lo único en lo que crecen un poco es en comisiones, un 8%. La morosidad les va bajando y son un banco mucho más seguro que antes, pero el negocio está maduro y no saben cómo impulsarlo.

Luego está México, que es la joya de la corona y lo que sostiene el BBVA. Si aquí viene una crisis, el beneficio del grupo se desplomará. Por el momento, va relativamente bien, con un margen neto de 1.225 millones y un margen de intereses que va creciendo poco a poco. El crecimiento interanual realmente no llega al 10%, pero el recorte de costes convierte al BBVA Bancomer en un banco cada vez más rentable. Ya veremos lo que le dura a México el ciclo y ya veremos López Obrador los impuestos que va a meter.

En EEUU, donde se habla de crecimientos del 30% y otras grandes cifras, donde yo tenía la esperanza de que el BBVA eclosionase como una estártap, sólo hay un tímido crecimiento y gracias. En cifra interanual, los préstamos a la clientela han crecido un 6,3% y los recursos de clientes un 4,2%. Viendo el crecimiento general de esa economía, pienso que los otros bancos, de media, tienen que haber crecido incluso más. Además de eso, tanto el margen de intereses como el margen neto caen con respecto al trimestre anterior. El BBVA quiere ser una gran empresa tecnológica pero allá en Turquía, en las mezquitas de Estambul, porque en EEUU no está haciendo nada.

Y, hablando de Turquía, nos presentan unos resultados con crecimientos a "tipo de cambio constante". ¿A quién quieren engañar? A mí esas cifras no me valen absolutamente para nada y lo único que veo en los informes del Garanti es una morosidad que ha crecido desde el 2,93% hasta el 4,18% en dos trimestres, y que según algunas fuentes está ya por encima del 5%. Muy pronto le vienen vencimientos brutales y realmente en mi opinión ese banco está muerto. Se han fundido 5.000 millones mientras pensaban en Amazon y el block-chain.

Por no hablar de Argentina, donde la hiperinflación ha dejado el beneficio prácticamente a cero.

Entonces, el precio medio de mis acciones está en 6,08€, incluyendo los dividendos cobrados. Para abril creo que soltarán unos 10-15 céntimos y estaré ya por debajo de 6€. No voy a vender perdiendo, voy a esperar a sacar una rentabilidad aceptable, pero mi tesis primera de inversión ya ha caído: en Europa los tipos de interés puede que ya no suban, porque la economía ya vuelve para abajo, la recuperación hipotecaria española ni está ni se la espera, y el impulso de la tecnología no ha tapado una mala gestión del capital y una diversificación geográfica errática. El BBVA es un banco tan normal como cualquier otro, y si consigue unos 4.000 millones al año de beneficio sostenible igual su capitalización debería estar en 64.000 millones, casi 10€ por acción. El nuevo gerente y su equipo gestor deberían concentrarse más en su actividad bancaria ordinaria que en esperar la competencia de Amazon, porque Amazon ya no va a volver a ser lo que ha sido, la burbuja psicológica se ha pinchado y lo que queda es una tienda on line sin márgenes y un servicio de alojamiento web acosado por la competencia. Los nuevos accionistas de Amazon le van a pedir beneficios y dividendo, y menos cancamusa client centric para operar a pérdidas. Cuando esté la banca Amazon ya muy clara y con una actividad apreciable, no en proyecto experimental, hablamos, pero de momento deberían concentrarse en no volverla a cagar.

Y luego está el tema del Impuesto de Actos Jurídicos Documentados. Esto hay algunos periodistas que lo han explicado bien pero muchos otros que han hecho nuevamente de buitres carroñeros y han estado lanzando apocalipsis para ver si trincaba su amigo el bajista. No hay ni ha habido la más mínima posibilidad de que los bancos tengan que devolver nada a ningún hipotecado. Lo primero que hay que entender es que lo que los jueces han anulado es un reglamento que la misma administración emitió y que se mantuvo en vigor durante veinte años. Los bancos cumplieron la ley y no cobraron nada a nadie. Los hipotecados tenían que pagar ese impuesto, porque era lo que mandaba el reglamento. Ahora el reglamento estaba mal hecho, pero el problema es de quien hizo mal la ley, no de quien la cumplió. No puede haber efecto retroactivo porque a los bancos se les impidió repercutir ese coste en los clientes en su momento, y por lo tanto sería una grave injusticia hacerles ahora pagar. Además, lo establece bien claro la ley 29/1998, reguladora de la jurisdicción contencioso-administrativa, en su artículo 72.2: "Las sentencias firmes que anulen una disposición general tendrán efectos generales desde el día en que sea publicado su fallo y preceptos anulados en el mismo periódico oficial en que lo hubiera sido la disposición anulada". Este artículo lo cumplirán estos jueces Robin Hood o seguirán el camino del juez Silva. No habrá ninguna retroactividad para los bancos, ni de cuatro años ni de nada. Las hipotecas no se van a encarecer, la única diferencia será que ese dinero lo repercutirá el banco a su cliente y el cliente no tendrá que pagar por su cuenta el impuesto. No ha habido nunca retroactividad, son innumerables los casos de anulaciones normativas y nunca se ha ido atrás en el tiempo, todo ha sido un bulo mediático.

Y esto es todo, de momento. El BBVA me cuesta más tiempo que un hijo tonto. No voy a volver a hablar de él hasta finales de enero, con los resultados anuales. No voy a estar al filo de la noticia, de hecho sólo miro la gráfica una vez al día al cierre de la sesión. Espero que para entonces ya se haya disipado parte de las incertidumbres.

18:30:23 ---------------------  

El País de Loix (Alberto Noguera)
El relato de mis vivencias en el Mundo Igualitario y la sociedad de los andróginos.
Comprar por 3,52€ en Amazon.


© A. Noguera

"Mirar el río hecho de tiempo y agua
y recordar que el tiempo es otro río,
saber que nos perdemos como el río
y que los rostros pasan como el agua".
Jorge Luis Borges


Leer los archivos

Entradas destacadas:
Pepito Relámpago - Pepita Nuncabaja - Seis meses en meetic - Etapas de la burbuja